Guía para que no te tomen el pelo en internet

Te damos 7 consejos para comprar online con seguridad total

 

Como siempre hemos dicho, en Mitto la seguridad va primero. Por ello nos lo tomamos en serio, con esto no se juega. Nosotros protegemos tu dinero, y contamos con la garantía de VISA y PecunPay para lograr este objetivo. Pero hay una parte importante que nosotros no podemos controlar y está sólo en tus manos, evitar las estafas en la red. La prevención es clave para disfrutar de todas las ventajas de comprar en línea, que van desde no tener que salir de casa, promociones increíbles, hasta encontrar productos que difícilmente encuentres en las tiendas convencionales, entre otros beneficios.

Estos consejos son muy fáciles de seguir y, además, ahorran muchos dolores de cabeza. ¡Ponlos en práctica para poder disfrutar de compras seguras por Internet!

 

Seguridad de la página web

Recuerda que la seguridad en la página en la que navegas es esencial. Te preguntarás: ¿cómo sé que es segura? Puedes verlo de manera muy sencilla, mira en la barra de navegación que la página web empiece por HTTPS, esas son las siglas para HyperText Transfer Protocol Secure, en castellano Protocolo de transferencia de hipertexto. Esto es un protocolo de comunicación que te protege la información y tus datos entre tu ordenador y el sitio web. Si no tiene este protocolo, no puedes asegurar que todos tus datos estén protegidos. Además, en la mayoría de navegadores (incluidas las versiones para el móvil) colocan al lado de la URL un candado como símbolo que está usando el protocolo de seguridad. 

 

Usa conexiones seguras

Aunque sientas un alivio cuando ves “WIFI Gratis” piénsalo dos veces antes de realizar una compra, inicies sesión en una cuenta o hagas operaciones bancarias. Estas redes son las que identificamos como WIFI pública y el problema de seguridad que presentamos es que estas redes no cifran la información que se transmite a través de ellas, haciéndolas poco seguras. Piensa que cada vez que accedemos a una de ellas no tenemos el control de lo que se está transmitiendo a través de ella, ni quién está conectado, por lo que pueden robar nuestros datos. Realiza operaciones con una conexión segura que esté protegida por una contraseña con seguridad WPA o WPA2.

 

Compra en tiendas online confiables

¡Muchas páginas son FAKE! Desconfía especialmente de las que utilizan grandes descuentos para que pases la tarjeta y luego te roban los datos. Piensa que los datos de la tarjeta lo es todo para poder hacer comprar online. Recuerda que hay muchos Hackers y virus en internet que van a intentar timarte para que les des tus datos, así que cuídate de ellos. Una forma de evitar esto y ver si son reales es verificar la sección de comentarios y calificaciones de la página web, así como sus redes sociales, leer estos apartados te ayuda muchísimo a ver si puedes confiar en este lugar. También puedes revisar la información que proporciona la tienda online, así como los datos que recopilan de tu ordenador (muchos recopilan más que las cookies). Además siempre debe aparecer el nombre de la empresa y su domicilio fiscal.

 

Publicidad engañosa

¡Por favor, cuídate en los anuncios engañosos en redes sociales! Estas grandes “gangas” normalmente intentará redirigirte a páginas fraudulentas que la mayoría no cumplen con las normas de seguridad que hemos descrito en el primer consejo. Intentan colocar precios bajos o promociones altamente llamativas para que entres en sus páginas y peor aún intentar llevarse tus datos. Esta acción está catalogada en internet como Phishing ¿te suena?, básicamente, son mensajes en redes o emails de sitios reales y legales pero se trata de imitaciones para robarte tus datos. Lamentablemente este es un tipo de engaño online que no podemos eliminar, pero como hemos dicho, la prevención es la clave. ¡Recuerda no facilitar tus datos! 

 

Si pierdes de vista tu tarjeta, ¡bloquéala! 

Bien sea porque te han robado o porque has dejado tu tarjeta un largo tiempo en un sitio que no confías o que la hayas perdido momentáneamente, ¡bloquéala!. En Mitto es súper fácil, aquí te explicamos cómo hacerlo desde la App y si eres menor de edad, puedes hacerlo también desde la app de tu padre o madre.  Es cierto que no pueden quitarte más de lo que tienes en tu tarjeta, pero igualmente no queremos que te lleves un disgusto extra cuando vuelvas a entrar en la App. 

 

¡Jamás se usa el PIN cuando compras online! 

Para muchos parece obvio, pero no todos lo tienen tan claro. Para pagar online sólo necesitas el número de la tarjeta, la fecha de caducidad y el CVV (por ello es importante bloquearla en caso que la pierdas de vista), pero nunca van a pedirte el PIN. Por lo que si una página web te lo solicita, ¡sal corriendo de esa web! Por el otro lado, si quieres sentir un extra de seguridad, utiliza páginas que utilicen el sistema 3D Secure, que valida tu compra mandándote un SMS con un código de compra a tu teléfono móvil. ¡Ser precavido vale por 3!

 

Deshabilita las compras online cuando no necesites la tarjeta

Muchos bancos te dan la opción de bloquear las compras online, y en Mitto puedes hacerlo como extra de seguridad. Además, es facilísimo hacerlo: aquí te explicamos cómo puedes hacerlo. Puedes habilitar esta funcionalidad desde la app cuando la necesites y operar con total seguridad. Además de esta opción, te aconsejamos tener nuestra Tarjeta Virtual que está diseñada específicamente para compras online. Tienes unos extras de seguridad versus la física, una es que no la necesitas tener cerca para introducir los datos, ya que está en tu App, que está protegida con contraseña.

Adicionalmente puedes tenerla desactivada y activarla ¡únicamente al momento de la compra! Solo necesitas facilitar tu nombre completo, la fecha de caducidad de la tarjeta virtual y los tres números del CVV. Si tienes sospecha de robo de identidad, puedes bloquearla rápidamente y se te crea otra rápidamente. Encuentra toda la info sobre nuestra tarjeta virtual aquí.

 

Nunca está de más ir verificando tu cuenta e investigar cualquier movimiento sospechoso en tu cuenta, así como cualquier compra o cargo que no has realizado. Recuerda que siempre puedes contactarnos a través del chat de ayuda de la app o a través de nuestro email [email protected]. ¡Estaremos encantadxs de echarte una mano!